Andina

Traslado humanitario: cerca de 400 huancavelicanos más retornaron a su región

Antes cumplieron con una cuarentena controlada en el albergue de Ate-Lima

Las sonrisas y los abrazos de los niños de Ayaccocha es una clara muestra de lo que es capaz de generar la unión familiar.

Las sonrisas y los abrazos de los niños de Ayaccocha es una clara muestra de lo que es capaz de generar la unión familiar.

17:50 | Huancavelica, jun. 28.

Un feliz retorno tuvieron alrededor de 400 huancavelicanos, tras haber quedado varados en Lima debido al estado de emergencia. Las escenas de algarabía hasta las lágrimas, fueron el reflejo del reencuentro con sus seres queridos, que por mucho tiempo esperaron este momento para recibirlos, en tiempo de coronavirus.

Simplemente fueron escenas indescriptibles que es capaz de suceder únicamente entre familiares como padres, hermanos, primos, hijos y sobrinos.

Las sonrisas y los abrazos de los niños de Ayaccocha fue una clara muestra de lo que es capaz de generar la unión familiar. Resulta que cuando los buses detuvieron su marcha en esta localidad, el descenso de unos menores provocó la algarabía de sus primos y hermanitos que aguardaban con ansias la llegada de los más pequeños de la familia.


Los cerca de 400 pobladores, para cumplir con su objetivo de ver a sus seres queridos y juntos salir de la pandemia que azota al país, realizaron una cuarentena controlada de dos semanas en el albergue temporal que el Gobierno Regional de Huancavelica instaló en el Complejo Acobamba, en el distrito de Ate-Lima.

Después de haber dado negativo a los dos tamizajes, la noche del jueves emprendieron muy contentos el retorno a casa, a bordo de nueve buses que salieron con destino a las provincias de Huancavelica, Angaraes, Churcampa, Tayacaja, Acobamba, Castrovirreyna y Huaytará. 


En esta ocasión, las empresas Internacional Palomino y Transporte Wari fueron los encargados de hacer realidad el sueño de los cientos de pobladores. 

El albergue temporal se hizo posible gracias al convenio entre el Gobierno Regional de Huancavelica representado por el gobernador Maciste Díaz Abad, con la Federación Interdistrital de Pueblos de Acobamba (FIPA), dirigido por su presidente Félix Arotoma Sánchez, instancia que cedió su complejo en donde se instalaron 100 carpas. 

En dicho lugar, cerca de 400 albergados recibieron alimentación y kits de aseo personal y familiar en las dos semanas que duró la cuarentena.


“Siempre quise que sea así, planificado, controlado y sobre todo responsable. Ver las imágenes de los niños y familiares abrazándose sin temor de contagiarse, a uno lo llena de emoción y creo que es lo más reconfortante de este trabajo, calificado hoy por hoy por las autoridades del gobierno nacional como un modelo de acción conjunta”, refirió el gobernador Díaz.

También lea: 
 

Finalmente, esta experiencia fue destacada por el coronel EP Edgard Ortega Torres, de la Alta Dirección del Instituto Nacional de Defensa Civil (Indeci), quien sostuvo que el albergue temporal es una gran iniciativa del gobierno regional y una de las mejores propuestas de retorno controlado para evitar la propagación del coronavirus.


Más en Andina: 

(FIN)  NDP/TMC

Publicado: 28/6/2020
Loading...