Andina

¡Excelente noticia! Unesco reconoce la sexta Reserva de Biósfera de Perú

Se trata de los Bosques de Neblina-Selva Central, un espacio que abarca 14 distritos de Junín, resaltó el Sernanp

La Unesco reconoció a los Bosques de Neblina-Selva Central, ubicada en la región Junín, como la sexta Reserva de Biósfera del Perú. Foto: Pedro Tinoco

La Unesco reconoció a los Bosques de Neblina-Selva Central, ubicada en la región Junín, como la sexta Reserva de Biósfera del Perú. Foto: Pedro Tinoco

13:27 | Lima, oct. 28.

El Perú recibió hoy una gran noticia: la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) reconoció a los Bosques de Neblina-Selva Central como la sexta Reserva de Biósfera en nuestro país. Galería fotográfica

Así lo destacó hoy el Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (Sernanp) que precisó que el anunció se efectuó hoy durante el Consejo Internacional de Coordinación (CIC) del Programa sobre el Hombre y la Biósfera (MAB-ICC) de la Unesco, donde en Perú ocupa la vicepresidencia de la región América Latina y el Caribe.


Sernanp afirmó que este anuncio es una excelente noticia para la conservación del legado natural y la promoción de una gestión integrada del territorio de Perú.

Precisó que la nueva Reserva de Biósfera tiene una extensión de 812,114.93 hectáreas esta nueva reserva de biósfera abarca 14 distritos de las provincias de Chanchamayo, Concepción, Jauja, Junín, Tarma y Satipo de la región Junín.

Posicionará a Junín

Al respecto, el gerente regional de Recursos Naturales y Gestión del Medio Ambiente de Junín, Rubén Luna Álvarez, afirmó que esta reconocimiento de la Unesco posicionará a Junín a escala nacional e internacional, promoviendo el desarrollo económico y social en armonía con la naturaleza, conservando la biodiversidad y la preservación de los valores culturales de las poblaciones.

“A partir de ahora empieza el trabajo en realidad, que es la gestión de esta nueva Reserva de Biósfera, vamos a elaborar un plan de gestión. Este reconocimiento nos va a ayudar a poder captar mayores presupuestos”, afirmó.

Sostuvo que Bosques Nublados-Selva Central cumple tres requisitos principales para ser una Reserva de Biósfera, uno que es la conservación de nuestro medio ambiente, "dentro de esta reserva tenemos dos áreas naturales protegidas por el Estado; el segundo punto es que nosotros vamos a generar mayor desarrollo económico sostenible puesto que los productos que salgan a partir de esta zona de biósfera van a tener un valor adicional, ya que es el ejemplo de cómo tiene que ser la comprensión entre el hombre y la naturaleza; y el tercer punto es la generación de información para la preservación de los ecosistemas y para afrontar el cambio climático", aseveró.

El funcionario aseguró que este logró internacional se debe a que el Gobierno Regional de Junín, a través de la Gerencia  de Recursos Naturales y Gestión del Medio Ambiente, elaboró la propuesta de la Reserva de Biosfera el año 2019 contando con el apoyo y asesoramiento del Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (Sernanp).  

La propuesta consistió en sustentar el potencial natural, social y económico del ámbito a ser reconocido, contando con la participación activa la sociedad civil, autoridades y estudiantes, en los diferentes talleres, reuniones técnicas, estudios, visitas de campo entre otras estrategias que se optó para optimizar el tiempo y tener resultados favorables.  

Muestra de este proceso, 74 organizaciones entre ellas los gobiernos locales, organizaciones académicas, organizaciones gubernamentales, organizaciones privadas y organizaciones civiles, brindaron su respaldo para buscar el reconocimiento de la propuesta de reserva de biosfera “Bosques de Neblina – Selva Central”. 

Es así que, en setiembre del 2019 se presenta el expediente de postulación mediante el Sernanp ante el Consejo Internacional de Coordinación del Programa sobre el Hombre y la Biósfera (MAB) de la Unesco, para su aprobación y reconocimiento, objetivo que se logró gracias al trabajo concertado entre el equipo de profesionales de la Gerencia Regional de Recursos Naturales y Gestión del Medio Ambiente del Gobierno Regional de Junín, el Sernanp, contando con el respaldo de las instituciones públicas y privadas y la sociedad civil. 

Las Reservas de Biósfera


Con su reconocimiento, Bosques de Neblina-Selva Central se integra la Red Nacional de Reservas de Biósfera del Perú conformada por Huascarán (1977), Manu (1977-2017), Noroeste Amotapes-Manglares (1977-2016), Oxapampa-Asháninka-Yanesha (2010) y Gran Pajatén (2016), que conservan más de 9 millones de hectáreas del territorio nacional.

Como reserva de biósfera este espacio promueve un equilibrio exitoso y sano entre los seres humanos y la naturaleza, ya que permite entender uno de los temas más importantes que enfrenta el mundo de hoy: reconciliar la conservación de recursos naturales con su uso sostenible.


La consolidación de esta armoniosa relación se sustenta en el valioso aporte de esta y todas las reservas de biosfera en el Perú y el mundo, en la conservación de la biodiversidad, la seguridad alimentaria y el abastecimiento de medicinas y materias primas, teniendo como principales beneficiarios las poblaciones que se encuentran en su ámbito.

Asimismo, promueve una gestión integral del territorio en forma participativa incluyendo a todos los actores locales, lo que representa una oportunidad para establecer un espacio de diálogo, concertación y articulación permanente para establecer acciones conjuntas de conservación y desarrollo sostenible.

Bosques de Neblina-Selva Central


Esta reserva de biósfera se ubica en la vertiente oriental de los Andes que representa la transición de la cordillera andina a la selva baja, un espacio denominado como Amazonía Andina y que presenta una biodiversidad y ecosistemas únicos.

Su zona núcleo (área de mayor importancia para la conservación de la biodiversidad y ecosistemas) está compuesta por el Santuario Nacional Pampa Hermosa y el Bosque de Protección Pui Pui, áreas naturales protegidas que conservan una muestra única de los bosques montanos tropicales remanentes en la selva central, así como la cuenca hidrográfica de los ríos Tulumayo, Huatziroki, Pichanaki e Ipoki que nacen en la Cordillera del Pui Pui, y que abastecen de agua para uso agrícola y consumo humano en los valles de Chanchamayo y Perené.


El área alberga varias poblaciones indígenas, incluidas los quechuas y asháninkas, quienes viven de la agricultura, silvicultura, ganadería y pesca. Su ubicación favorece el desarrollo y comercio de productos agrícolas de gran potencial económico como la papa, que en esta zona se registra 400 variedades, y el café.

Además posee paisajes y atractivos únicos, así como una gran riqueza cultural, que convierte a esta zona en un destino turístico de primer orden en la Amazonía peruana.

Más en Andina:

(FIN) NDP/PTM/MAO

Publicado: 28/10/2020
Loading...