Andina

Bicentenario del Perú: cuatro puntos claves que definen a una empresa familiar exitosa

.

.

10:15 | Lima, jul. 24.

El avance de las vacunas contra el covid-19 impacta de manera positiva en la economía peruana y en las empresas familiares. Sin embargo, el impacto de las medidas sanitarias ha puesto en evidencia a las que han estado mejor preparadas.

“Para que las familias empresarias puedan ser bicentenarias, deben preservar el capital humano y financiero de sus negocios, así como prevenir conflictos familiares y apuntar al crecimiento de cada uno de sus integrantes. Actualmente, contribuyen al 40% del producto bruto interno (PBI) nacional y generan entre 60 % y 70 % del empleo en el Perú”, comentó la consultora de la Asociación de Empresas Familiares del Perú (AEF Perú), Elaine King.

Teniendo presente que el 80 % de empresas son de origen familiar en el Perú y en vísperas del Bicentenario, ¿qué es lo que define a una empresa familiar exitosa? La consultora de la AEF Perú responde esta interrogante a través de cuatro puntos claves. 

Contratan por competencia y experiencia. Lejos de lo que se suele creer en torno a las empresas familiares y la contratación de su personal, una exitosa no contrata a sus colaboradores por parentesco o familiaridad, sino por competencia y experiencia. 

Esto le permite mayor sostenibilidad y crecimiento en el tiempo. Una empresa familiar siempre está buscando un equipo alineado a sus valores y competencias, así como establecer metas que puedan pasar de generación en generación. 

También busca promover un liderazgo balanceado entre mujeres y hombres, ya que solo el 18 % de los líderes de las empresas familiares en el mundo son mujeres, según KPMG en Perú.

Impactan con innovación y sostenibilidad. Otro elemento clave de una empresa familiar exitosa es que pueda tener la habilidad de impactar a la comunidad de manera sostenible, permitiendo alinear su crecimiento al de la sociedad y comunidad interna. 


Si bien estudios de la universidad Esan indican que solo el 5 % de las empresas peruanas aplica gestiones de responsabilidad social hasta el 2019, son cada vez más las empresas familiares que buscan impactar sin dañar el medio ambiente con valores sociales y éticos, y estar a la vanguardia de sus sectores. 

Mejoran sus finanzas familiares y capital financiero. Una empresa familiar debe recibir y transformar el capital familiar con sus propias finanzas, si busca ser exitosa. 

Para lograr esto debe entender completamente sus finanzas para que de esa forma pueda ser un accionista competente y no pierda oportunidad de mejorar el capital propio y familiar. 

Si algo nos ha demostrado el impacto del covid-19 es que planificar las finanzas como prevención es remunerado en el largo plazo. La clave es digitalizarlas; sin embargo, esto representa un reto, ya que solo el 21 % de empresas en el Perú posee las capacidades digitales necesarias para emprender una transformación digital en su sector, según EY Perú. 

Respetan a su familia y empresa por separado. Los empresarios familiares deben tener la habilidad de separar la familia de la empresa, respetando los tiempos y espacios de cada uno. 

Se debe tener un protocolo familiar que es un documento que define las decisiones más importantes dentro de una familia empresaria, en que cada miembro mantenga un código de conducta para evitar consecuencias económicas. 

Esta debe buscar la manera de desarrollar el poder único de cada miembro de la familia, a través de educación, mentoría o emprendimiento para apuntar al crecimiento de la misma. 

Más en Andina:



(FIN) NDP/VLA
GRM


Publicado: 24/7/2021
Loading...