Andina

Aclaran que medicamentos para la depresión no provocan adicción

INTERNET/Medios

INTERNET/Medios

13:18 | Lima, jul. 31.

El temor al consumo de fármacos es uno de los prejuicios que impide el tratamiento temprano de la depresión, pues se cree que provocan adicción, lo cual es falso, afirmó hoy el doctor Víctor Alcázar, psiquiatra del Sistema Metropolitano de la Solidaridad (Sisol).

“Los psicofármacos no producen adicción. Más bien, ayudan a estabilizar esa desregularización química producida por el efecto de la depresión. Además, la depresión no siempre se requiere un tratamiento farmacológico”, manifestó el especialista.
 
Dijo que hay mucho prejuicio en torno al tema de la salud mental, por lo que se minimiza el problema de la depresión, rechazan ir al psiquiatra y, menos, tomar medicamentos.
 
“Estos se prescriben por indicación médica y es por la gravedad de la enfermedad depresiva, no porque sea adicto, es por necesidad”, expresó.
 
La depresión es un trastorno del estado de ánimo que repercute en el desenvolvimiento personal, familiar, laboral, y social del paciente, y se prevé que para el 2020 se convierta en la segunda causa de disfuncionalidad de la persona, refirió el especialista. 
 
Afirmó que en la actualidad este problema se aborda de manera integral, con un tratamiento tanto psicoterapéutico como psicofarmacológico; sin embargo, no en todos los casos se medica. 
 
Precisó que la depresión como expresión de tristeza está dentro del aspecto humano y puede presentarse en cualquier persona ante la pérdida de un ser querido, la falta de trabajo o una enfermedad, pero este proceso depresivo-agregó-“no debe superar más de dos semanas”.
 
Otros signos de alarma son el evidente deterioro y descuido en la persona, faltan al trabajo, se tornan irritables, no tienen ganas de hacer nada, dolores de cabeza y de pecho, adelgazamiento, entre otros. 
 
También se observa un bajo rendimiento, disminuye su concentración, su memoria, así como su ánimo y su capacidad de disfrutar el día a día. 
 
El psiquiatra señala que muchas veces la familia pasa por alto estas señales y recién se alarma cuando hay un intento de suicidio, que generalmente ocurre luego de un proceso de meses o semanas de evolución. 
 
Alcázar refirió que en la actualidad se ha demostrado que existe cierto rasgo hereditario en el desarrollo de la depresión, aunque no es determinante pues existe otros factores como la influencia del entorno, la propia vivencia, o falta de capacidad para afrontar situaciones de estrés o frustración. 

(FIN) NDP/RRC

Publicado: 31/7/2014
Loading...