Andina

Universidades deben fomentar investigación para incorporar mujeres en ciencia

Las mujeres representan, a la fecha, el 30% de los profesionales dedicados a la investigación científica.

Foto: Universidad Nacional del Santa

Foto: Universidad Nacional del Santa

08:59 | Lima, oct. 3.

Por Yvonne Vásquez

La investigación científica es cada vez más determinante en la formación profesional de calidad y, por lo mismo, constituye uno de los principales requisitos para el licenciamiento de las universidades peruanas. En esa línea, el Comité Pro Mujer en CTI del Concytec ha planteado dos esquemas: el Programa de semilleros en investigación y el Programa de mentorías en ciencia y tecnología.

La fórmula es combinar la experiencia de los investigadores acreditados y el interés de los estudiantes, especialmente mujeres, para fortalecer la investigación científica desde los primeros años de la formación profesional. 

Ambas iniciativas -expuestas durante la Semana de Innovación 2020- han ido tomando cuerpo gracias a la experiencia y compromiso de las diez profesionales vinculadas con la ciencia, la tecnología y la innovación que conforman el mencionado comité.

Una de ellas es la doctora en Tecnología de Alimentos Luz Paucar Menacho, premio nacional L’Oreal 2018 “Por las mujeres en la Ciencia”, quien desde el 2014 viene tutorando a estudiantes de Ingeniería agroindustrial en la Universidad Nacional del Santa (Chimbote).

Su dedicación se ha traducido en mayores oportunidades académicas y profesionales para sus alumnos, tanto en el Perú como en otros países. El objetivo ahora es que esta experiencia se replique en las universidades de todas las regiones del país. 

El programa de semilleros en investigación 
Esta iniciativa, de carácter extracurricular, tiene como propósito alentar el desarrollo de estudios experimentales y multidisciplinarios desde la enseñanza de pregrado. 

El esquema permite que un docente investigador reconocido como tal en su institución, guíe a un grupo de alumnos sobre cómo desarrollar un proyecto que demande investigación experimental, creatividad, pensamiento crítico, compromiso con el entorno, dominio de otros idiomas y trabajo en equipo. 

“Quienes hemos tenido la oportunidad de estudiar en otros países y somos investigadores, tenemos el compromiso de transmitir nuestros conocimientos a los estudiantes más jóvenes”, señala Paucar Menacho, que ya lleva en su haber tres promociones de semilleros con publicaciones científicas.

¿Qué investigar?, ¿cómo hacer un trabajo experimental?, ¿cómo buscar información científica o cómo accesar a las bases de datos?, además de cómo redactar un proyecto para ser aprobado por la universidad o para su posterior publicación en una revista, son las interrogantes que debe resolver y orientar el docente que guía a los integrantes del semillero científico, según la experiencia de la doctora Paucar.

“Esta práctica les da a los estudiantes mayores oportunidades para cuando tocan las puertas en busca de becas, porque ya son autores de una producción científica”, sostiene la investigadora, y agrega que la iniciativa solo es posible hacer realidad si hay un compromiso de parte de los Vicerrectorados de Investigación de las universidades, que son los que deben financiar los proyectos. 

Programa de mentoría en Ciencia y Tecnología 
El siguiente paso es la mentoría, en la que un investigador o investigadora docente cumple la función de guiar a sus estudiantes, a través de sesiones personalizadas, sobre cómo desarrollar una investigación de calidad, tomando en cuenta las características del método científico. 

La propuesta del Comité ProMujer en CTI es que este esquema esté dirigido especialmente para las estudiantes egresadas y, de esa manera, involucrar en la carrera del conocimiento a más mujeres, ya que hoy solo representan alrededor del 30% de la masa crítica dedicada a la ciencia en nuestro país.


Convocatoria del Concytec para formar mentores 
Como primer fase, el Concytec lanzará el próximo mes la convocatoria a un concurso para seleccionar a 400 investigadores científicos de todo el país, que luego serán capacitados como mentores. 

La actividad contará con el apoyo del British Council y los aspirantes deberán estar registrados en el Renacyt, además de contar con publicaciones propias y experiencia en el liderazgo de equipos de investigación.  

“Se busca que el 70% sean mentoras mujeres”, detalla la Dra. Paucar, que también tiene a su cargo esta propuesta, junto a las doctoras Patricia García Funegra y Verónica Carranza Oropeza, igual integrantes del Comité ProMujer en CTI, cuya presidencia 2020-2021 recae en la doctora Beatrice Avolio Alecchi.

Los seleccionados serán capacitados y recibirán la acreditación de Mentores Voluntarios Calificados (MVC). Ello les facultará a postular junto a sus estudiantes en los siguientes concursos que el Fondecyt- Concytec lanzará para financiar las mentorías como tal.

“Las mentoreadas serán solo bachilleres mujeres con no más de cinco años de egresadas en carreras STEM y Salud”, precisa la Dra. Luz Paucar”, y añade que son las investigadoras mujeres quienes por sus responsabilidades como madres o por razones culturales o sociales requieren un mayor apoyo para llevar adelante sus proyectos de investigación y consolidar su formación. 

“Por ello, estas iniciativas apuntan a compensar esas desigualdades”, concluye la docente investigadora. 

Revisa más noticias sobre ciencia, la tecnología y la innovación en la Agencia Andina. 

Más en Andina:


(FIN) YV / SPV

Publicado: 2/10/2020
Loading...