Andina

Aumento del número de congresistas a 130 consolida democracia, opinan

13:11 | Lima, set. 04 (ANDINA).

La aprobación de la reforma que incrementa el número legal de congresistas, de 120 a 130, responde a una necesidad social y consolida el sistema de representatividad democrática, afirmó hoy el analista en temas electorales de Gestión y Gobierno, Juan Falconí.

“Definitivamente responde a una necesidad y a una exigencia social, y en ese sentido, es una contribución a la democracia. Los organismos electorales podrán responder fácilmente porque con el adelanto técnico, no hay ningún inconveniente en aplicar ello”, subrayó.

Falconí, ex secretario general del Jurado Nacional de Elecciones (JNE), descartó cualquier tipo de inconveniente técnico porque el sistema electoral, integrado también por la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE) y el Registro Nacional de Identificación y Estado Civil (Reniec), cuentan con tecnología.

En la víspera, el Congreso aprobó elevar a 130 el número legal de parlamentarios y crear el distrito electoral Lima Provincias, mediante la ratificación, en segunda votación, de un proyecto de reforma constitucional y una modificación de la Ley Orgánica de Elecciones.

“Esto siempre ha sido un tema de decisión política. Y ahora que se ha dado, tenemos que felicitar esa decisión que ha tomado el Congreso. En verdad era un clamor popular y una necesidad político social”, subrayó a la Agencia Andina.

Destacó, por ejemplo, que la medida dará representación y votación directa a los ciudadanos de Lima Provincias, de tal forma que sus representantes en el Poder Legislativo no provendrán de distritos capitalinos y centralizados.

Falconí también resaltó la necesidad de aprobar la propuesta del Ejecutivo para establecer la segunda vuelta electoral en la elección de autoridades locales y regionales, las cuales pasarían a esa segunda ronda si es que no obtienen como mínimo el 30 por ciento de votos.

“Es totalmente recomendable que haya una segunda vuelta porque en el fondo la lógica es que los votos no se dispersen, que los votos se concentren, y quien resulte elegido, lo sea por la mayoría de la población del distrito, provincia o región”, comentó.

Con respecto a la renovación parlamentaria por mitades, opinó que el planteamiento debe afinarse bien porque el objetivo es renovar a aquellos legisladores que no cumplieron a cabalidad sus funciones constitucionales.

Según dijo, la propuesta original es la celebración de “elecciones partidas y parciales” a mitad de un período, lo cual no propicia necesariamente la renovación congresal.

“Lo que debe proponerse es un plan de renovación, donde el pueblo pueda castigar a los malos congresistas. La propuesta adecuada sería que todos los congresistas, a mitad de su período, pasen a una nueva votación para que el electorado tenga la oportunidad de definir quiénes cumplieron con su labor parlamentaria”, acotó.

(FIN) JCP/GCO


Publicado: 4/9/2009
Loading...