Andina

Nancy Lange se suma a campaña para prevenir y combatir adicción a las drogas

Destaca a la línea 1815 Habla Franco de Devida

Foto: ANDINA/Dante Zegarra.

13:39 | Lima, oct. 7.

Nancy Lange, esposa del presidente Pedro Pablo Kuczynski, destacó la creación del nuevo servicio telefónico gratuito para prevenir y combatir la adicción al alcohol y las drogas, promovido por la Comisión Nacional para el Desarrollo y Vida sin Drogas (Devida).

Devida puso en funcionamiento la línea 1815, el nuevo número del servicio Habla Franco al que se puede llamar desde cualquier teléfono fijo, público e inclusive celular, sin costo alguno.

Ello con el fin de  brindar una orientación gratuita, apoyo emocional y soporte psicológico a cualquier persona que necesite saber más sobre los riesgos y consecuencias del abuso del alcohol, consumo de marihuana o cualquier otra droga (PBC, cocaína, tranquilizantes, etc.), y quiera descartar o confirmar alguna adicción de un ser querido, 

La nueva línea se lanzó públicamente esta mañana durante el Primer Festival Artístico Musical “CoolFest”, organizado por Devida con el apoyo de la Unión Europea (UE) y la Dirección Regional de Educación de Lima Metropolitana (Drelm), que se realizó esta mañana en el Palacio de la Juventud, de Los Olivos.

Este lanzamiento contó con la presencia de la Primera Dama, Nancy Lange, quien saludó la iniciativa que acerca a los jóvenes y a toda la población a la promoción de estilos de vida saludable; ella estuvo acompañada por la presidenta ejecutiva de Devida, Carmen Masías.

Masías destacó el compromiso de la Primera Dama de la Nación en la lucha contra  las drogas en los adolescentes y jóvenes. También estuvo presente el alcalde de Los Olivos, Pedro del Rosario Ramírez.

Por su parte, la coordinadora de Habla Franco de Devida, Karem Sotomayor, explicó que esta línea telefónica gratuita es una respuesta cercana desde el Estado a la problemática del consumo de drogas en el país, y que es la única línea telefónica sin costo que presta este tipo de servicio a escala nacional.

Destacó que Habla Franco atiende doce horas continuas, de lunes a sábado, desde las 09:00 hasta las 21:00 horas, y que en sus teléfonos un equipo de psicólogos especialistas en el tema de las drogas está dispuesto a brindar orientación y soporte emocional a quien lo necesite.

“La idea es que el pedido de ayuda sobre el consumo de alcohol y otras drogas se atienda de forma inmediata, y Habla Franco, a través de su línea gratuita 1815, permite esto. En caso de llamadas desde el interior del país, los casos pueden ser derivados a los módulos de atención en adicciones que impulsan de manera conjunta Devida y el Ministerio de Salud (Minsa). Nuestra intervención a través de la línea telefónica apunta a motivar al cambio desde el primer contacto. El tiempo es vital”, dijo la experta.

Sotomayor comentó que el servicio Habla Franco guarda estricta confidencialidad y que los que llaman pueden registrarse con un seudónimo si lo desean. Indicó que también se cuenta con consultorios de atención presencial, servicio gratuito también, cuya cita se coordina previamente a través de la línea sin costo 1815.
 

Estadísticas sobre atenciones


La experta refirió que el público que llama a Habla Franco lo hace en un 78 % desde Lima (San Juan de Lurigancho 12 %, Villa El Salvador 9 %, San Martín de Porres 7 %), en un 7 % desde el Callao y en un 3 % desde Cusco y La Libertad.

“La idea es ampliar nuestro servicio. Muchas personas que sospechan que algún hijo, hermano, nieto o amigo presenta signos de consumo de algún tipo de droga no saben a dónde acudir para solicitar ayuda especializada, por lo que nuestro objetivo es incrementar las llamadas en por lo menos un 50 % cada mes para beneficiar a más personas”, comentó.

El 36 % de quienes llaman a Habla Franco son madres de familia, el 10 % son hermanos y el 28 % son los propios consumidores. En cuanto a la persona por la que hacen la consulta, el 72 % son hijos, el 10 % son hermanos y el 8 % son sobrinos.

En cuanto a las edades de los consumidores, un 41 % oscila entre los 14 y 19 años, un 21 % entre los 20 y 24 años, un 11 % entre los 25 y 29 años, y un 3 % entre los 10 y 13 años. “El 80 % de los casos son hombres y solo el 20 % son mujeres”, explicó Sotomayor.


(FIN) NDP/SMA 
GRM

También en Andina:

Publicado: 7/10/2017
Loading...