Andina

Maná: "De la tierra del tequila pa' la tierra del pisco"

Tras 13 años de la espera de sus seguidores peruanos

Emoción en cada una de sus canciones ANDINA/Vidal Tarqui

18:53 | Lima, abr. 21.

Cerca de las 10:30 de la noche del último miércoles Maná se encontraba por segunda vez frente a sus fieles seguidores quienes gritaron a una sola voz extasiados, mientras un telón se dejaba caer para dar inicio a un espectáculo que duraría un poco más de horas.

"La prisión" y "Corazón espinado (Santana feat. Maná cover)", fueron las canciones previas a las palabras de saludo que expresó Fher, el líder y vocalista.

"Muy buenas noches Lima, Lima, Perú, se dejó venir toda la ciudad a este estadio", dijo Fher admirado por un repleto Estadio Nacional.

"Los Maná les traemos un mensaje: En primer lugar, ya los extrañábamos un 'chingo'. El segundo es que nos lo vamos a pasar de locos", se comprometió.

Era el momento perfecto para "Adicto de tu amor" y la hermosa canción romántica "Eres mi religión".

Fher no desaprovechó su concierto para sensibilizar con la causa ambientalista a sus seguidores dedicándoles la canción "Si el hombre escupe al cielo, el cielo escupe a la tierra".

"Público peruano, gracias por cobijarnos. desde nuestros inicios hemos (la banda) tenido un mensaje ambientalista.

El vocalista agradecía al público nacional por cobijarlos, mientras que acotaba a su mensaje: "Tenemos que respetar nuestro planeta, sino el planeta nos va a echar pa' fuera. Hemos pedido con todo respeto al presidente Humala que se declare zona protegida una área marina como 'Mar Tropical de la Amazonía'". Gritaba mientras era ovacionado por los asistentes

Llegaba el momento de escuchar "Irónia" y "Mi verdad", ambos temas del disco "Cama incendiada" que motivó la gira internacional que los trajo hasta el Perú.

Luego Fher anunciaba que cantaría con Marcia, una limeña de Puente Piedra, quien ganó el concurso que le permitió cantar junto a Maná "Bendita tu luz" frente a la multitud.  

"En el muelle de San Blás" fue la clásica canción que el público entonó a una sola voz con las manos en alto, para seguidamente dar pase al extraordinario baterista Alex González, quien interactuó con sus fans diciendo: "ok, ¿cómo se siente mi gente de Perú? Ahora si quiero ver todo el estadio saltando, está canción va para toda la gente que no es hipócrita", se venía "Me vale". 

"Vamos a cantar con tanta fuerza que nos van a escuchar desde Lima hasta Jalisco en México", se sumó Fher que se tomó de un solo trago, lo que parecía el destilado de uva en una botella de pisco, tras considerarla su gasolina durante el show que continuó con "El Rey (José Alfredo Jiménez cover)".

Como si se tratara de un segundo round para la banda mexicana, remecían el local deportivo con "Clavado en un bar", mientras Fher decía con jerga peruana: "'chupando' tequila y pisco en los labios de una peruana, estoy clavado en un bar".

Alex, conocido como "El animal González" empezaba a lucirse con un performance en la batería que dejaba anonadados a todos los que admiraban la resistencia, fuerza y pasión que emitía mientras tocaba por más de 10 minutos. 

Maná cambiaba de escenario, se dirigía a un estrado ambientado en forma de cama con el único fin de engreír al público que se encontraba en la segunda zona. "Así los queríamos tener, cerquita", confesaba Fher.

Un popurrí de los temas de los primeros álbumes de Maná, como "Te lloré un río", "Cucú, papá se fue", "Como quisiera", "De pies a cabeza" y "Se me olvidó otra vez" seguían retumbando el estadio.

Llegando al final, Fher revelaría que Juan Calleros, el bajista, estaba cumpliendo años: "Le tocó su cumpleaños en Lima, vamos a cantarles las mañanitas", gritó.

Antes de regresar al estrado principal, Fher lanzó duras frases al candidato presidencial de los Estados Unidos, Donald Trump, y no tuvo reparos en llamarlo "Loco desquiciado". 

Cambiando de tono su estado anímico cantó "Mariposa traicionera", para luego invitar a una señorita huachana a acompañarlo durante la canción "Si no te hubieras ido" de Marco Antonio Solís.

Ya en el escenario principal, los mexicanos estuvieron junto a otro peruano, el imitador de Fher, Nano Morris. "¿Vamos a ver quien los prende más?", lo retaba el verdadero Fher a su clon Morris. Pero el momento más emotivo para ambos seguramente sería cuando ambos cogieron la bandera de sus respectivos países, los intercambiaron en señal de unión y las ataron formando una sola bandera. "Maná de la tierra del tequila pa' la tierra del pisco", decía Fher conmovido.

Para cerrar con broche de oro, en el concierto que ya pasaba las 00.00 horas, Maná tocó sus éxitos "Labios compartidos" y  "Rayando el sol". Un encuentro con sus fans que seguramente se repetirá.

(FIN) MPM/CFS

Publicado: 21/4/2016
Loading...

Te puede interesar