Andina

Huánuco: disfruta de sus impactantes áreas naturales protegidas

Capital de la región celebra el 15 de agosto su 480° aniversario de fundación española

El Parque Nacional Cordillera Azul es una de las áreas naturales protegidas que posee la región Huánuco.Foto:  ANDINA/Difusión

El Parque Nacional Cordillera Azul es una de las áreas naturales protegidas que posee la región Huánuco.Foto: ANDINA/Difusión

13:29 | Huánuco, ago. 14.

Huánuco es uno de los departamentos con mayor número de áreas naturales protegidas por el Estado. La celebración del 480° aniversario de la ciudad de Huánuco es una oportunidad para visitar y disfrutar estos paradisiacos lugares que albergan una gran biodiversidad y ostentan una singular belleza paisajística.

De las siete áreas naturales protegidas, tres cuentan con administración del Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (Sernanp), otras tres tienen gestión privada y hay una de dirección de carácter comunal. 

Parque Nacional Cordillera Azul


Está ubicado entre los ríos Huallaga y Ucayali, con una extensión total de 1 millón 353,190.85 hectáreas que abarca parte de los departamentos de Huánuco, Loreto, San Martín y Ucayali.


Su principal objetivo es proteger una serie única de especies, comunidades biológicas y formaciones geológicas típicas del bosque montano y premontano de la Cordillera Azul. Asimismo, su presencia resguarda las cabeceras de cuenca que brindan agua a toda la zona adyacente.


Esta área natural protegida, creada oficialmente el 21 de mayo de 2001, conserva la mayor cantidad de selva alta intacta en el país y es hogar de plantas y animales únicos en el mundo. Su impresionante belleza se debe en parte a sus particulares características geográficas. Su pronunciada gradiente altitudinal, desde la selva alta hasta el llano amazónico, alberga diversos tipos de ecosistemas con una riqueza biológica de valor global. Esto permite la concentración de una diversidad de flora y fauna única donde también se encuentra un alto número de especies endémicas de la región.


Parque Nacional Tingo María


Se trata de una de las áreas naturales protegidas más antiguas del Perú, creada el 14 de Mayo de 1965. Alberga una diversidad biológica propia de la región de selva alta, además de una belleza paisajística muy particular. Una de las características geográficas que distingue al parque es la presencia de una cadena montañosa que se asemeja a una mujer acostada y que es conocida como “La Bella Durmiente”.


Tiene una superficie de 4,777.80 hectáreas y ocupa terrenos de los distritos de Rupa Rupa y Mariano Dámaso Beraún, en la provincia de Leoncio Prado, departamento de Huánuco. Limita al oeste con el río Huallaga y al norte con el río Monzón. Por el occidente con Cerro Blanco y con la quebrada del río Oro, y por el sur con el valle del río Santa.


Otra de las formaciones geológicas características del parque es la Cueva de las Lechuzas, la cual es un punto de gran afluencia turística. En el parque se protegen ecosistemas que aseguran la presencia del agua en la zona y que permiten realizar investigaciones científicas.


Desde Lima se puede llegar al Parque Nacional Tingo María mediante un vuelo a Tingo María o por vía terrestre. Una vez en esta ciudad se debe tomar la ruta hacia el área protegida en un recorrido de 6.5 kilómetros.

Zona Reservada Cordillera Huayhuash


Comprende parte de los territorios de las provincias de Lauricocha (Huánuco), Bolognesi (Áncash) y Cajatambo (Lima) con una extensión total de 67,589.76 hectáreas. Esta área natural protegida, creada el 20 de diciembre de 2002, protege el macizo de la cordillera Huayhuash que es un conglomerado de 21 nevados dominados por el Yerupajá que tiene 6,634 metros de altitud. 


En la vertiente occidental de la cordillera Huayhuash nacen los ríos Pativilca y Huaura, tributarios de la cuenca del 
Pacífico, y ríos de la vertiente oriental como el Marañón. Sus glaciares dan origen a 46 lagunas altoandinas.
En el área predominan los hábitats de pajonal de puna intercalados con matorral montano, bosques relictos de queñual, los mismos que permiten la existencia de especies de aves endémicas, así como humedales. 


La presencia humana en el perímetro del área, rica en costumbres y cultura, conserva una importante representatividad de cultivos nativos, así como conocimientos tradicionales sobre plantas medicinales.


Si bien tiene menos afluencia de turistas en comparación con la Cordillera Blanca, el interés por visitarla y escalar sus nevados aumenta cada vez más. Además, el área es visitada por aficionados a deportes de alta montaña y ecoturismo. Este lugar ha sido además considerado como un área importante para las aves por BirdLife International.

Reserva Comunal El Sira


Se localiza en la zona centro-oriental del Perú, sobre el ámbito de la cordillera El Sira, influenciada por las cuencas de los ríos Ucayali, Pachitea y Pichis. Creada el 23 de junio de 2001, esta área protegida ocupa territorios de los departamentos de Pasco, Huánuco y Ucayali, con una superficie total de 616,413.41 hectáreas. 


La reserva comunal protege el ecosistema, único en su género, de la cordillera El Sira, una cadena montañosa muy escarpada de 2,500 metros de altitud y cubierta por bosque tropical. Su presencia y conservación permite además la regulación del clima, la protección de cuencas, así como la captación de agua para uso humano.


La administración de la reserva está a cargo de un comité integrado por representantes de las comunidades indígenas asháninkas, yánesha y shipibo-conibo, que habitan en la zona de influencia. 


La reserva comunal presenta grandes extensiones de bosque primario no perturbado y alberga una complejidad de ecosistemas debido a su variación en altitud. Por su ubicación geográfica, posee una rica megadiversidad de flora y fauna.

Área de Conservación Privada Panguana


Está ubicada en la provincia de Puerto Inca y tiene una extensión de 135.60 hecáreas. Lleva el nombre de Panguana, una especie de perdiz (Crypturellus undulatus), característica de la región. 


Cuenta con una estación científica a la que solo se puede llegar por vía fluvial, situada a 260 metros de altitud sobre el río Yuyapichis, afluente del río Pachitea. El área de investigación, al pie de la Cordillera Oriental peruana, es ligeramente montañosa con bosque alto sin inundaciones, llanuras aluviales y bosques secundarios, así como algunas plantaciones y pastizales en las áreas periféricas occidentales.


El área limita al este con el territorio del pueblo asháninka, que se extiende hasta los 2,500 metros de altura de las 
montañas de El Sira, a unos 40 kilómetros de distancia. A 4 kilómetros de la estación se encuentra el centro poblado Pampas Verde, cuya escuela recibe el apoyo de los científicos de Panguana, quienes promueven el valor de la selva tropical a los estudiantes y la población local.

(FIN) LZD/MAO

JRA

También en Andina:


Publicado: 14/8/2019
Loading...

Te puede interesar