Banner Mobile ONPE Regional 10.09 al 01.10 Banner JNE MOBILE - Del 17/09 al 30/09 Banner Webinar Arbitraje II - 28/09 al 30/09
Andina

Historia de éxito: Hermanos peruanos triunfan enseñando el voleibol en España

ANDINA/Difusión

09:42 | Lima, mar. 24.

Por Valery Díaz Vásquez

Karina y Jaime Nolasco son dos hermanos que vivieron la mayor parte de su infancia y adolescencia en el distrito de Villa Maria del Triunfo. La difícil situación económica que vivía el Perú en la década de los 80 y 90’ llevó a su familia a radicar en España. Hoy cumplen el sueño de enseñar voleibol en Madrid.



Karina recuerda conmovida que la muerte de su padre cuando tenía solo 10 años fue un golpe tan duro que se refugió en el deporte. Fue su primer acercamiento al voleibol.

Junto a su hermano Jaime -rememora- no se perdían ningún partido de la selección peruana de vóley, y se deleitaban observando a la generación de oro que tenía como grandes figuras a Cecilia Tait,  Denisse Fajardo, Gabriela Pérez del Solar, Rosa García, Gina Torrealva y Natalia Málaga.

El viaje a España


El Perú afrontó una de las etapas más duras de su historia republicana en los años 80 y 90 debido al terrorismo y la grave crisis económica. Ante esta situación la madre de Karina y Jaime emigró a Europa con el objetivo de buscar un mejor futuro para sus hijos. 

“Una vez que arregló su situación, mi madre regresó después de seis años para llevarnos a España. Y fue así como llegamos a este país cuando teníamos 20 y 18 años, respectivamente”, nos detalla Karina al evocar esos años de su vida.

En esos seis años Karina no desaprovechó el tiempo y estudió Turismo en un instituto de Lima. Una vez en España, trabajó por cinco años en Atención al Cliente en el Aeropuerto de Madrid, mientras estudiaba para conseguir su título en comercio internacional. 

Jaime, por su lado, empalmó sus estudios técnicos en España, se enfocó en telecomunicaciones e hizo un grado en aplicaciones informáticas en Madrid, a lo cual le dedicó 10 años de su vida. 

Sin embargo, ambos se dieron cuenta de que los trabajos que los ayudaron a establecerse y vivir en Madrid no les robaba completamente el sueño. Y buscaron una actividad que les permitiera sentirse plenamente realizados.



Pasión por el vóley


Un día Karina tuvo la idea de llevar al parque todos domingos a sus hermanos, cuñados y sobrinos para jugar voleibol, para lo cual montaban dos palos y una pita, tal como lo hacían en sus épocas en el Perú. 

Jaime se dio cuenta que lo único que hacía que se sintiera realmente vivo y conectado con sus raíces era el voleibol. Y decidió no perder más él tiempo y dedicarse por completo a trabajar como entrenador de vóley en clubes y colegios, así como crear su propio club.

Una vez que Karina se dedicó en exclusiva al vóley con su hermano, abrieron dos marcas. En primer lugar fue Stars Sports Madrid, un proyecto en el que adultos y menores tienen la posibilidad de ser parte del equipo y entrenar de vez en cuando. Y se encuentra registrado como asociación en él área de deportes de la comunidad de Madrid.

Luego vino Stars Volleyball.  Club que participa en la liga municipal con equipos femeninos y mixtos, y les gusta formar equipos y trabajar los valores que trae este deporte: disciplina, amistad, esfuerzo, compañerismo. 

Cuenta con grupos de entrenamiento en los diferentes puntos de Madrid, y su objetivo -señalan- es unir personas a través del voleibol.



Compromiso 


Ambos hermanos han logrado organizarse tan bien que  Karina se encarga de la parte digital, de las redes sociales y todo lo relacionado a la visibilidad de la marca.

Jaime, por otra parte, se encarga de la parte interna del club como los contratos para torneos, el cronograma de entrenamientos, la gestión de equipos y entrenadores, proyectos de equipos y de estar a la expectativas de los futuros jugadores que pueden unirse al club. 

Hace más de dos años se comprometieron a trabajar para que el club ofrezca la misma calidad de enseñanza  que otros grandes clubes de Madrid.

Estiman que lo están logrando de a pocos, pues  actualmente trabajan en 12 sedes en Madrid, en las que acogen a personas apasionadas por el voleibol independientemente de la edad, ya que estas van desde los 8 hasta los 54 años. 

“Si bien para lograr tus sueños, nadie te asegura que será fácil, también nadie te dice que la pasión puede llevarte a vivir de ella”, recalcó Jaime. 

Asimismo, buscan a largo plazo instalar una academia de voleibol en su barrio de Villa Maria del Triunfo, brindando a las familias precios accesibles para que puedan inscribir a sus hijos. 

Incluso tienen pensado ofrecer becas a niños que destaquen en este deporte para que puedan vivir la experiencia de entrenar en España.

Hoy Karina y Jaime han logrado cumplir sus metas en Madrid, se sienten absolutamente realizados y lo disfrutan a plenitud. Saque, mate y punto para ellos.


Más datos: 


- “Me hubiese gustado poder estudiar algo ligado a los deportes como ciencia del deporte, pero en Perú no hay nadie que te inculque a descubrir tu vocación, todo lo contrario, hicieron que me alejara de mi pasión”, manifestó Jaime al recordar ese estereotipo de que el voleibol era un deporte solo para mujeres. 

- Refirió que no importa el nivel del deportista, ya que el club tiene niveles que consigue que cada uno pruebe y avance su desarrollo de juego. 

--Un entrenador debe saber transmitir confianza y ser capaz de resolver conflictos en el grupo. Debe ser paciente y tener excelente habilidad de comunicación. 

Más en Andina 



(FIN) VDV/RES

Publicado: 24/3/2022