Andina

Entregan sillas de ruedas a personas con discapacidad y de bajos recursos

Voluntarios Telefónica

Sillas de ruedas armadas por Voluntarios Telefónica. Foto: Andina/Difusión

Sillas de ruedas armadas por Voluntarios Telefónica. Foto: Andina/Difusión

18:00 | Lima, oct. 8.

Niños y adultos con discapacidad motriz recibieron sillas de ruedas, de parte de Voluntarios Telefónica y sus familiares, quienes se dedican a armar y brindar estos implementos en 18 provincias del país a personas de escasos recursos que las necesiten.

“Contar con una silla de ruedas adecuada cambia sustancialmente la vida de la persona con discapacidad y de sus familiares. Les permite tener libertad de movilizarse dentro de casa o dar un paseo, ir a una cita médica, a trabajar y ser parte integral de la vida diaria familiar y social”, dijo Leyla Perea, jefa de los Voluntarios Telefónica.

Perea destacó que la Fundación Telefónica ha gestionado la donación de más de 1,250 sillas de ruedas en Arequipa, Cusco, Cajamarca, Coronel Portillo, Chiclayo, Huaraz, Huánuco, Huancayo, Huaura, Ica, Maynas, Moyobamba, Piura, Santa, San Martín, Tumbes, Tacna y Trujillo.

La vida en una vieja silla de ruedas


Entre las personas beneficiarias – que han sido debidamente empadronadas y registradas en la Oficina Municipal de Atención a la Persona con Discapacidad (Omaped) de San Martín de Porres – se encuentra Bernardo Orejuela, un peruano de 52 años que retornó al país desde Venezuela. 

Bernardo tiene esposa e hija venezolana. Llegaron hace dos años a Lima huyendo de la crisis que perjudica al país llanero y psts labrarse un mejor futuro. El hombre vende golosinas cerca a la estación Naranjal. A bordo de una silla de ruedas obsoleta cruza las calles bloqueadas con carros mal cuadrados y veredas sin rampas.

En la avenida Perú similar actividad realiza la venezolana Greta Wanisian de 55 años de edad, quien desde muy pequeña vive con poliomielitis. Ella hace dos años dejó su país junto a su esposo y a su vieja silla de ruedas y no había logrado reunir el dinero suficiente para obtener una nueva, por lo que sigue vendiendo galletas y dulces sin importar el riesgo de caerse en cualquier bache de las pistas o veredas.

Ambos beneficiarios vivían con el temor constante que sus antiguas sillas de ruedas se rompan ante el trajín diario. 

Ahora, afortunadamente cuentan con sillas de ruedas donadas seguras, funcionales y que transformarán sus vidas

“Cuentan con llantas de bicicleta montañera, inflador incorporado y un juego de herramientas para asegurar la silla y hacerle el mantenimiento mensual”, dijo finalmente.

La campaña “Arma y Entrega una Silla de Ruedas” es una iniciativa de Fundación Telefónica en alianza con la Misión Cristiana Camino de Vida, cuyo objetivo es beneficiar a un mayor número de niños y adultos con discapacidad motora a nivel nacional.
 
Más en Andina:

(FIN) NDP/ART

Publicado: 8/10/2019
Loading...