Andina

Día del Periodista: desafíos, riesgos y compromisos de la profesión

Diálogo con el Decano de Colegio de Periodistas de Lima, Ricardo Burgos.

Periodistas de redacción del diario El Peruano y la Agencia Andina. Foto: ANDINA archivo

Periodistas de redacción del diario El Peruano y la Agencia Andina. Foto: ANDINA archivo

09:01 | Lima, oct. 1.

El 1 de octubre se conmemora en el Perú el Día del Periodista, en reconocimiento a los hombres y mujeres de prensa cuya labor, basada en su derecho a la libre expresión, se centran en la búsqueda de la verdad, siendo este su razón fundamental. Es este objetivo que le confiere a su ejercicio, características únicas y a su desarrollo, una contribución permanente a la construcción de sociedades críticas y bien informadas.

Los tiempos cambian, la verdad no. El ejercicio periodístico también varía en la forma, más que en el fondo, facilitado por la tecnología y por esa posibilidad de llegar en tiempo real. El periodismo que hoy celebra su día en el Perú, es puntual, expone los hechos cotidianos para generar impacto u opinión y casi siempre se rige por la rigurosidad en la búsqueda de la información y su práctica sin restricciones. 

El Día del Periodista es también una fecha de evocación de los profesionales que nos precedieron y de reconocimiento de aquellos que están vigentes. Es además el espacio para reflexionar en torno a sus alcances, sus riesgos y sus compromisos con la sociedad.

Tiene como desafío la exposición de la realidad y eso la convierte en una actividad sin pausa y de riesgo. En el mundo decenas de profesionales perecieron por defender causas sociales justas, por exponer casos de corrupción y visibilizar actividades ilícitas como el tráfico de drogas. También por cuestionar modelos que validan abuso de poder, más allá de su naturaleza.


En tiempos recientes, una nueva amenaza surgió para amedrentar a la prensa y a quienes la ejercen: el covid-19. Durante la pandemia, 150 periodistas peruanos murieron víctimas del virus, como lo recuerda el Decano del Colegio de Periodista de Lima (CPL) Ricardo Burgos. "Es una cifra récord, la más alta del mundo. No hay un lugar donde hayan muerto tantos periodistas como en el Perú". 

Él lo atribuye a que en un principio, cuando los medios de comunicación comisionaban a su personal, lo hacían sin garantizar las medidas de seguridad que el momento exigía. 

"Usualmente el periodista siempre va en búsqueda de la noticia, es un soldado, es la primera línea que está en el frente de batalla, como los médicos, los enfermeros y otros profesionales de la salud, solo que a diferencia de ellos, enfrentó la emergencia sanitaria sin los implementos necesarios para garantizar su protección, en parte también por el desconocimiento inicial, o por ese afán periodístico, irrefrenable, de cubrir los acontecimientos".

Ricardo Burgos, quien además de su labor gremial, es un consumado periodista de televisión, con muchos años transitando el país procesando hechos diversos, y hoy como corresponsal de Televisa, admite que, desde el gremio que dirige, se pudo revertir esa situación. "Desafortunadamente habían muchos colegas en edad vulnerable; en el caso exclusivo de Lima, 36 periodistas y comunicadores murieron, entre ellos, Ricardo Gutiérrez Aparicio, que justo hoy cumple un año y 6 meses de fallecido, víctima del coronavirus".


Burgos dice que esta situación dolorosa marcó a muchos profesionales, como en su momento dolió la masacre de los periodistas en las alturas andinas de Uchuraccay. "El colegio tuvo que revertir en un momento su actuación. La deontología, la ética y la defensa de la libertad de expresión, cedieron a la necesidad de ir en ayuda de los colegas. Se crearon subsidios económicos, bonos de apoyo social, se consiguieron pruebas de descarte, tanques de oxígeno y se tocaron todas las puertas para lograr asistencia para los periodistas que cayeron víctimas de la enfermedad.

El agradecimiento motivó que el CPL creara recientemente la Orden Hipólito Unanue para distinguir a los periodistas y comunicadores que, demostrando una gran solidaridad con su gremio, apoyaron la causa para obtener ayuda social a los colegas afectados.

Libertad de prensa


Un trabajo inherente a la naturaleza de esta orden profesional, es la vigilancia de la libertad de expresión. En ese sentido, el decano del Colegio de Periodistas de Lima, afirma que "han asumido la defensa del libre ejercicio de la profesión". 

Asegura que como organismo deontológico el CPL rechaza la obstaculización del trabajo de los hombres de prensa, y también se ha pronunciado contra la estigmatización que se hace del trabajo periodístico para convalidar frases como prensa basura, o prensa amarilla, que se suele escuchar en las calles.


Burgos señala que el respeto es fundamental y que en base a este, las autoridades en general y la prensa, pueden acercar sus puntos de vista.

"Esto es importante para nosotros. Merecemos respeto y nosotros también debemos otorgar ese respeto a las autoridades, a fin de lograr una mejor comunicación. El espíritu es que si una sociedad no está bien comunicada o se encuentra medianamente informada, se convierten en sociedades mediocres. Como órgano deontológico y ético esperamos que se superen estas situaciones de intolerancia que ya se han visto en otras latitudes". 

Hace un llamado a la cordura. Reitera que es necesario sembrar y construir una relación de mutuo respeto. Señala que una autoridad política no puede insultar a la prensa, y tampoco recibir insultos de esta. "La crítica es otra cosa, la opinión discordante también, pero el insulto debe estar vedado del lenguaje de la comunicación", enfatiza.

Periodistas actualizados


"El Colegio de Periodistas, tanto de Lima, como los decanos de las distintas regiones del Perú, tienen claro que la tecnología genera nuevas formas de comunicar y, en consecuencia, hay que aprender a moverse en los distintos escenarios que plantea" refiere Ricardo Burgos. 

Sostiene que la actualización de conocimientos es otro de los retos que enfrentan los profesionales de la prensa.

"Hoy no es exclusivamente la televisión con señal abierta, o la radio, o los medios impresos; hoy tenemos una multiplicidad de plataformas y en muchas de ellas hay emprendimientos de colegas profesionales que pertenecen a la orden y por tanto, el Colegio trabaja de modo que, a través de la organización de webinar, zoom, y otras actividades, se puedan capacitar con expertos en la materia. Así se adquieren actualizaciones para los colegas que están trabajando bajo esta nueva modalidad a la que muchos llaman periodismo alternativo", señala.

Asegura que se tiene que intensificar este esfuerzo, mediante convenios interuniversitarios. Dice que actualmente tienen convenios con las universidades Ricardo Palma y Bausate y Meza y se espera tener más hermanamientos con otras universidades nacionales y también del exterior, como el que tienen con la Universidad La Rioja de España. 

"Sin duda, el aspecto académico y de formación, es el que debemos seguir incentivando para que los colegas estén actualizados con lo último de las comunicaciones", refiere.

Las fake news


Respecto a la realidad que enfrentan los periodistas con la proliferación de redes sociales y que convierten a cualquier ciudadano en un eventual comunicador, generándose muchas noticias falsas o fake news, asegura que esta situación se advierte también en otras naciones grandes como Estados Unidos. 

"Hemos escuchado al expresidente Donald Trump quejarse de las noticias falsas, pero valiéndose también de esa artimaña se trató de desprestigiar a las grandes cadenas internacionales que practican un periodismo honesto y riguroso. No es el caso de Perú, tenemos sí una gran proliferación de contenidos periodísticos en las redes sociales que no corresponden necesariamente a esfuerzos de emprendimientos de colegas que están inscritos en nuestra orden, y que tienen que observar y respetar los principios de la ética profesional, así como los estatutos del Colegio de Periodistas de Lima".

Afirma que es gente a la que, bajo una mala interpretación, se les llama periodistas ciudadanos. Él difiere, precisa que para ser periodista hay que ir a la universidad, tener un título o pre título de bachiller. "Nadie puede adjudicarse o auto titularse como periodista ciudadano. El hecho de tener un celular y captar imágenes en medio de un conflicto, de una tensión, o un terremoto, no lo convierte en periodista". 

Las imágenes pueden ser importantes, pero la noticia es también el contenido. Y por lo tanto, el Colegio intenta que sus miembros respeten escrupulosamente los códigos de ética. "Sin la contrastación, sin la verificación de las noticias, estamos también emitiendo mensajes incorrectos, y en ese sentido, el Colegio también hace una exhortación a los medios de comunicación para que trasmitan estas directivas a su personal".

Burgos recuerda que varios medios tradicionales, serios, han caído en el error de publicar algo que vieron en las redes sociales, sin la mayor contrastación, y luego tuvieron que pedir disculpas, con mucha vergüenza profesional, porque no procedieron a verificar la veracidad de los hechos. "A eso también se dirige la exhortación del Colegio de Periodistas".


La prensa en la historia


El 1 de octubre se celebra en el Perú Día del Periodista conmemorando la aparición del Diario de Lima, que fuera fundado por Jaime Bausate y Mesa en 1790, para convertirse en la primera publicación periódica en abordar asuntos locales con algunas notas médicas relacionadas con las prácticas curativas de la época.

Para concretar su idea de publicar un diario similar al que existía en Madrid, Bausate y Meza fue autorizado por quien fuera el entonces virrey del Perú, don Francisco Gil de Taboada y Lemos entre 1790 y 1796.

En honor a este acontecimiento es que en 1950, durante el primer Congreso Nacional de la Federación Peruana de Periodistas, se propuso la fecha, oficializándose recién el 1 de octubre de 1953 vía un decreto supremo.

Ese mismo año y al parecer como respuesta al Diario de Lima, un grupo de intelectuales formó la Sociedad de Amantes del País, preocupados en debatir los temas de interés de la Nación y al año siguiente, interesados en plasmar sus largas disertaciones, decidieron publicar la primera edición de El Mercurio Peruano, el 2 de enero de 1791, como un órgano bisemanal.

Un miembro destacado de esta naciente sociedad académica fue Hipólito Unanue, médico e intelectual cuya participación fue sustancial para dar vida a esta publicación y otras que se sucedieron en años posteriores, donde un grupo de médicos tuvo participación, destacando principalmente los acontecimientos de interés vinculados con su actividad.

Celebraciones alrededor del mundo


- Si bien el Día Internacional del periodista se estableció para conmemorar la muerte del periodista checoslovaco Julius Fucik ocurrida en 1943, la celebración fue instituida recién el 8 de setiembre de 1950 por la Organización Mundial de Periodistas (OIP).

- En América Latina, cada país celebra el Día del Periodista en fechas y con motivaciones distintas. En el Perú se realiza el 1 de octubre al conmemorarse la aparición del Diario de Lima. En Colombia, se celebra el 9 de febrero para recordar la primera circulación del semanario "Papel Periódico de Santafé de Bogotá" en 1791. 

- En Uruguay la fecha elegida es el 23 de octubre en conmemoración del nacimiento de la prensa uruguaya en 1815, mientras que en Argentina se celebra el 7 de junio, por la publicación del primer periódico de la etapa independentista "Gazeta de Buenos Ayres" (sic) en 1810.

- Otras celebraciones de reconocimiento a esta carrera son el Día Internacional para Poner Fin a la Impunidad de los Crímenes contra Periodistas, fecha instituida el 2 de noviembre por la ONU en 2013; y el Día Mundial de la Libertad de Prensa, que es celebrada el 3 de mayo, también instituido por la ONU en 1993.

Más en Andina:


(FIN) DOP/SRE

Publicado: 1/10/2021
Loading...