Andina

Capeco propone creación de empresa pública de suelo para generar áreas urbanas

Gremio constructor plantea incorporar terrenos del Estado y de comunidades campesinas

Foto: ANDINA.

Foto: ANDINA.

14:36 | Lima, nov. 13.

La Cámara Peruana de la Construcción (Capeco) propone la creación de una empresa pública de suelo para generar áreas urbanas donde se desarrollen proyectos inmobiliarios de una manera ordenada, para lo cual se pueden incorporar terrenos del Estado y de las comunidades campesinas.

“Para generar suelo necesitamos incorporar terrenos de los dos grandes propietarios de suelo que hay en el Perú, como son el Estado, en particular las Fuerzas Armadas, y las comunidades campesinas, sobre todo de la costa (…) eso podría promoverse de una manera adecuada si el Estado tuviera una empresa pública de suelo”, dijo el director ejecutivo de Capeco, Guido Valdivia.

Explicó que hay una serie de terrenos que están alrededor de las ciudades y que son propiedad de comunidades campesinas, pero tienen el impedimento legal de incorporarse al mercado, aunque es un impedimento teórico porque se incorporan mediante la informalidad.

“(Las comunidades campesinas) transfieren estos terrenos, después se habla con el alcalde para cambiarle la zonificación y listo. Pero si esto se hiciera de una manera más ordenada habría más suelo para vivienda social”, manifestó.

“Las comunidades campesinas entrarían a un negocio más transparente y se beneficiarían, además los precios del suelo tenderían a estabilizarse”, agregó.

Sobre los terrenos del Estado, Guido Valdivia comentó que si se utilizará 4,000 de las 8,000 hectáreas que están disponibles en las pampas de Ancón se tendría asegurada la demanda de vivienda de Lima Norte por 40 años en un solo terreno.

“Eso también sucede en todo el Perú, donde hay terrenos estatales disponibles que no tienen ningún uso militar y que pueden ayudar a generar suelo urbano para incorporar vivienda social”, manifestó.


Proyecto de ley


Capeco se mostró en contra de un proyecto de ley, el cual se encuentra en el Congreso de la República desde el 2016, que establece la reserva del 8 % de viviendas en todos los proyectos habitacionales para atender a los damnificados de los fenómenos naturales.

“Esto tiene una serie de consecuencias negativas y ninguna utilidad, porque los fenómenos naturales afectan a poblaciones mal asentadas (…) a los promotores inmobiliarios les están planteando una carga por un tiempo indeterminado en todos los proyectos”, indicó.


Más en Andina:



(FIN) CNA

JRA

Publicado: 13/11/2018
Loading...