Escuela Nacional de Control
Andina

Avistan otorongo en el Parque Nacional del Manu


Conocido también como jaguar, esta especie vulnerable es solitaria y difícil de avistar

Avistan otorongo en el Parque Nacional del Manu

Avistan otorongo en el Parque Nacional del Manu

13:26 | Lima, feb. 27.

Entre las maravillas naturales que ofrece el Parque Nacional del Manu, área natural protegida por el Estado desde hace 45 años y en 1987 declarado Patrimonio Natural de la Humanidad, destaca su fauna que tiene como uno de sus mayores exponentes al otorongo o jaguar.

En esta oportunidad, el Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (Sernanp) publicó unas imágenes que muestran el avistamiento de un otorongo parado sobre el tronco de un enorme árbol, cerca del río Manu. El otorongo es una especie que difícilmente es vista por su comportamiento solitario y encontrarse en situación vulnerable.

En las imágenes se puede observar al felino que, al advertir la presencia humana que lo filma, sacude la cabeza, se desplaza lentamente por el tronco y luego se interna en el bosque, obedeciendo a su instinto de evitar el contacto con las personas y asegurar su supervivencia.


El otorongo (panthera onca) es el mayor felino de América y puede medir hasta 1 metro 80 centímetros de largo, de los cuales 70 centímetros corresponden a su cola. Tiene una altura de 90 centímetros y llega a pesar 180 kilos. Los machos son el doble de tamaño y peso que las hembras y los dos se alimentan de diversos vertebrados, incluidos peces, tortugas, roedores, caimanes y hasta tapires. Por lo general esta especie no ataca al ser humano y solo lo hace para defenderse de los cazadores que trafican con su cotizada piel.

El otorongo vive solitario en los bosques húmedos y zonas pantanosas de América del Sur y Central, aunque también se encuentran algunos en bosque secos, como el Parque Nacional Cerros de Amotape, en las regiones de Piura y Tumbes. Sólo se reúne con otros especímenes durante la temporada de celo para reproducirse.  


De forma natural, el otorongo suele vivir entre 11 y 15 años en su hábitat, y de 15 a 20 años en condiciones de cautiverio. La gestación de las hembras es de 93 a 110 días y nacen de 2 a 4 cachorros que pesan entre 700 y 900 gramos. Las crías son totalmente dependientes de su madre, por lo que permanecen junto a ella alrededor de dos años.

La especie se encuentra actualmente en estado de vulnerabilidad y en posible estado de peligro de extinción, si es que no se reduce la deforestación de los bosques tropicales y la caza indiscriminada por el tráfico de pieles.


Parque Nacional del Manu


El Parque Nacional del Manu está ubicado en las provincias de Paucartambo, región Cusco, y Manú, región Madre de Dios. Su extensión es de 17 millones 16,295.22 hectáreas. Su creación, el 29 de mayo de 1973, busca proteger una muestra representativa de la diversidad biológica, así como de los paisajes de la selva baja, de ceja de selva y de los Andes del suroriente peruano. Asimismo, en esta área natural protegida se pretende fomentar el turismo sustentado en criterios ecológicos y culturalmente compatibles.


El Parque Nacional del Manu protege una de las zonas más importantes del planeta en cuanto a la megadiversidad de especies biológicas. Su gran extensión atraviesa frígidas punas que superan los 4,000 metros sobre el nivel del mar; agrestes montañas boscosas que dan origen a una multitud de pequeñas quebradas y valles; bosques nublados de selva alta; y, finalmente, el llano amazónico. Este magnífico y único escenario incluye un amplio y complejo sistema hidrográfico y garantiza la presencia de una diversidad de ecosistemas poco intervenidos por el hombre.


La diversidad biológica que alberga el Parque Nacional del Manu se manifiesta en todo su potencial en un paisaje único en el planeta. Los bosques tropicales del Manu han permitido que los procesos ecológicos y evolutivos se realicen casi sin la presencia del hombre. No obstante, en la zona existe también una enorme riqueza cultural, representada por las actuales poblaciones indígenas en diferentes niveles de contacto con el exterior.


Gran parte del Parque Nacional del Manu es territorio indígena. Las comunidades de los Yora, Mashko-Piro, Matsiguenka, Harakmbut, Wachipaeri y Yine habitan ancestralmente entre los bosques y ríos de estas selvas. 


En tanto, las comunidades indígenas de Tayakome y Yomibato son reconocidas dentro del área. Ambas se ubican en la zona alta del río Manu. En el sector suroeste existe una asociación de agricultores conocida como Callanga. Además, en el sector noroeste adyacente al Parque Nacional del Manu existe un número no determinado de poblaciones indígenas en aislamiento voluntario.


Desde 1977, el Parque Nacional del Manu ostenta el estatus de Reserva de Biosfera, otorgado por Unesco. En sus fronteras se encuentra la Reserva Territorial de los grupos étnicos Kugapakori y Nahua, el Santuario Nacional Megantoni y la Reserva Comunal Amarakaeri. En 1987 fue declarado Patrimonio Natural de la Humanidad.

Fauna


En el Parque Nacional del Manu se ha registrado cerca de 160 especies de mamíferos, más de 1,000 especies de aves (en su mayoría residentes), alrededor de 140 especies de anfibios, 50 especies de serpientes, 40 de lagartijas, 6 de tortugas, 3 de caimanes y 210 de peces.


Entre los mamíferos grandes figuran, además del otorongo, el tigre negro (Felis yagouaroundi), la sachavaca (Tapirus terrestris), la huangana (Tayassu pecari), el sajino (Tayassu tajacu), el venado (Mazama americana), el venado cenizo (Odocoileus virginianus), el lobo de río (Pteronura brasiliensis), el ronsoco (Hydrochoerus hydrochaeris), el coto mono (Alouatta seniculus), el maquisapa negro (Ateles paniscus), mono choro (Lagothrix lagotricha), el mono machín blanco (Cebus albifrons) y el mono machín negro (Cebus apella).


Por otro lado, el número de insectos en esta área natural protegida es muy alto. Se calcula que existe cerca de 30 millones de especies. A su vez se ha registrado más de 1,300 especies de mariposas, 136 de libélulas, al menos 300 de hormigas (en un solo árbol se encontraron más de 40 especies) y más de 650 de escarabajos.

Flora


En lo que respecta a la flora del Parque Nacional del Manu, el número de especies vegetales es muy elevado. Los diversos registros indican que por lo menos existen 162 familias, 1,191 géneros y 4,385 especies identificadas


En una sola hectárea se llegó a encontrar hasta 250 variedades de árboles. Los bosques de aguajales son uno de los ecosistemas más resaltantes, donde las palmeras de aguaje (Mauritia flexuosa) y de huasaí (Euterpe precatoria) son las dominantes. Se desarrollan sobre áreas casi permanentemente inundadas, especialmente en la margen derecha del río Manu.


También destaca la presencia del cedro (Cedrela sp.), del cético (Cecropia sp.), del tornillo (Cedrelinga catenaeformis), de la castaña (Bertholletia excelsa), de la lupuna (Chorisia sp.) y del caucho (Hevea brasiliensis).

(FIN) LZD/MAO

También en Andina:




Publicado: 27/2/2018