Andina

‘Aligerando mochilas’: orientación en salud mental para niños y adolescentes en pandemia

Línea gratuita de ayuda y consejería 0800-00194 es iniciativa del Minsa, Unicef y Cedapp

Tres de cada diez adolescentes han tenido algún tipo de dificultad emocional durante la pandemia. Foto: Unicef/Cortesía.

Tres de cada diez adolescentes han tenido algún tipo de dificultad emocional durante la pandemia. Foto: Unicef/Cortesía.

06:00 | Lima, feb. 24.

'Aligerando mochilas, salud mental y adolescencia en días de pandemia' es el nombre de la línea telefónica de ayuda que el Ministerio de Salud (Minsa), Unicef y la ONG Cedapp han puesto al servicio de niñas, niños y adolescentes que afrontan problemas de salud mental.

Esta línea gratuita brinda consejería a los niños y adolescentes para ayudarlos a superar sus temores, en escenarios particularmente difíciles como el actual, marcado por la incertidumbre debido a la segunda ola del covid-19.

De acuerdo con el estudio ‘Salud mental y adolescencia en días de pandemia’, elaborado por el Minsa con apoyo de Unicef, se conoce que el encierro, la convivencia y las relaciones interpersonales al interior de la familia tienen un notable impacto directo sobre el bienestar de la niñez y la adolescencia. 


Pandemia y deterioro

“Ahora sabemos que, durante la pandemia, 3 de cada 10 adolescentes tienen problemas emocionales. Sin embargo, esta cifra se dispara a 7 de cada 10 cuando sus cuidadores presentan depresión”, advierte la representante de Unicef en el Perú, Ana de Mendoza.

“El encierro prolongado, la pérdida de socialización y, además de ello, el ver que sus padres viven estresados, deprimidos, con problemas económicos, de salud y hasta de violencia, en muchos casos, ha hecho que la salud mental de niños, niñas y adolescentes se vea deteriorada”, añadió.

“Los adolescentes viven una situación de duelo –refiere la psicóloga del Centro de Desarrollo y Asesoría Psicosocial (Cedapp), Elena Soto–; no solo por si pierden a alguien querido sino porque existen situaciones que deberían vivir en esta etapa de su vida, y ya no las podrán vivir”.

Por ejemplo, la socialización con otros chicos como ellos y todo lo que eso implica ha sido trastocado. “Es algo de lo que necesitan hablar y muchas veces no son escuchados”, enfatiza la psicóloga.


Alicia y Júnior

Alicia, adolescente de Huancavelica, dice que nunca imaginó vivir así esta atapa de su vida. “Es una mezcla de emociones: tengo tristeza por no poder ver a mis amigos, conversar de nuestras cosas, y mucha frustración porque acá el internet se va a cada rato y no puedo conectarme con ellos”.

Un día, Alicia se enteró de la línea gratuita 0800-00194 “Aligerando mochilas” y se decidió a llamar: “Fue un alivio que me escucharan sin pensar que mis problemas son absurdos; yo tenía mucho miedo de eso, pero me ayudaron y me dieron consejos sobre lo que debo hacer para mejorar mi estado de ánimo”.

Otro de los problemas por los que atraviesan chicos y chicas en la pandemia es el de las clases virtuales. 

Entre los estudiantes a quienes les gustaron las clases por internet y no tuvieron problemas académicos, solo 2 de cada 10 presentaron dificultades emocionales. Sin embargo, si no se acostumbraron a esta manera de enseñanza y les fue mal en el plano académico, la cifra se eleva a 7 de cada 10.

 “Inicié mi primer ciclo universitario cuando no estábamos en pandemia y me sentí feliz, me encantaban las reuniones de estudio y logré ingresar al equipo de futbol. Hasta que el covid-19 lo cambió todo”, relata Júnior.

“Las clases virtuales se me complicaron; me frustré y eso me llevó a una crisis de ansiedad que me hizo abandonar el ciclo. Busqué apoyo psicológico porque sentirse bien debe ser la mayor prioridad; por eso que esta línea de ayuda ‘Aligerando mochilas’ me parece tan importante”, explica. 

[Lea también: Ley declara la salud mental de necesidad e interés nacional]

Alerta y atención

Para la doctora Jully Caballero, de la Dirección de Salud Mental del Ministerio de Salud, existen cambios en la niñez y adolescencia que sirven como signos de alerta. Estos van desde la falta de sueño, sentirse cansado todo el día o dormir en exceso, entre otros problemas.

“Cuando eso ocurre, debemos entender que esa niña, niño o adolescente necesita ser escuchado, compartir con alguien lo que está viviendo. Lo ideal es brindarles una estructura para tener horas de estudio, descanso e interacción con amigos a través de las redes, de compartir con la familia”, detalla.

“El problema es cuando el adulto de casa no da esta respuesta; por eso la línea de ayuda ‘Aligerando Mochilas’ es tan importante”, señala Jully Caballero.

La línea 0800-00194 es un mecanismo atendido por profesionales que, de lunes a sábado, de 7:00 de la mañana hasta la 1:00 de la madrugada del día siguiente, están listos a escuchar a los adolescentes que necesiten compartir lo que sienten para brindarles un soporte emocional y confidencial para ellos y sus familias.


Más en Andina:


(FIN) NDP/CCH

Publicado: 24/2/2021
Loading...