Andina

Casi 2 millones de niños consumirán arroz fortificado contra la anemia en el 2020

Unas 120 empresas han adquirido el registro sanitario para comercializar este producto

13:16 | Lima, dic. 9.

Cerca de dos millones de niños del Programa Nacional de Alimentación Escolar Qali Warma consumirán arroz fortificado durante el 2020, como parte de la estrategia para prevenir y enfrentar la anemia en el Perú.

Así se estimó durante la presentación de los avances de esta política en una ceremonia en la que participó el Ministerio de Salud, a través del Instituto Nacional de Salud; la Municipalidad Metropolitana de Lima y el Programa Mundial de Alimentos.

El viceministro de Salud Pública de Minsa, Gustavo Rosell, informó que durante el 2019, Qali Warma entregó arroz fortificado a 803 684 escolares. También estimó que unos cuatro millones de peruanos habrán consumido arroz fortificado para el 2020. 

“La fortificación del arroz podría contribuir a reducir la anemia en las mujeres en edad fértil y en cinco años esta deficiencia podría estar controlada en este grupo etario, escolares y adultos, a partir de su implementación”, expresó.

Arroz fortificado

Por su parte, el jefe institucional del INS, Hans Vásquez Soplopuco, afirmó que la demanda de este producto por parte del Gobierno ha motivado al sector arrocero. Por ello, en forma voluntaria, el sector privado oferta este producto en distintos mercados.

“Estamos impulsando fuertemente el consumo del arroz fortificado como una estrategia de lucha contra la anemia, en el marco de las normas de alimentación saludable. Esperemos que puedan (acceder al producto) más entidades públicas y privadas, amas de casa y familias completas”, anotó la autoridad del INS.

Hasta la fecha cerca de 120 empresas han obtenido el registro sanitario en la Dirección General de Salud Ambiental (Digesa) del Minsa para poder comercializar y ofertar arroz fortificado, alimento que forma parte de la estrategia para prevenir y enfrentar la anemia en nuestro país.

Se considera que, próximamente, este producto llegue a las Fuerzas Armadas y Policiales, a los hospitales y a diferentes programas sociales. Actualmente, varios municipios han empezado a adquirir arroz fortificado y lo están distribuyendo entre los beneficiarios de los comedores populares, destacó Rosell.

Cabe destacar que para facilitar que más entidades públicas adquieran este cereal, el Minsa impulsó la aprobación de una ficha de homologación para este producto (RM N° 745-2018/Minsa), lo que permite una compra más rápida y transparente bajo el ámbito de la Ley de Contrataciones del Estado.

El arroz fortificado contiene hierro, zinc, vitamina A, D, E, tiamina, niacina, piridoxina, vitamina B12 y ácido fólico, lo cual permitirá mejorar el aporte de estos nutrientes y así prevenir la anemia y otras deficiencias de micronutrientes, contribuyendo a la mejora de la salud pública.

Más en Andina:

(FIN) NDP/RRC

Publicado: 9/12/2019