Banner Fil-Editora Movil  19/07 al 07/08
Andina

Edgar Rodolfo Quispe: El talento cusqueño que cautivó a Microsoft

ANDINA/Difusión

ANDINA/Difusión

08:17 | Lima, jun. 27.

Por Valery Díaz Vásquez

Con 27 años, Edgar Rodolfo Quispe Condori es un destacado ingeniero de sistemas cusqueño que empezó a estudiar la carrera sin contar con una computadora. Hoy, gracias a su talento y tenacidad, ocupa el puesto de ingeniero de desarrollo de software en la prestigiosa multinacional Microsoft, en Estados Unidos.

Este joven profesional es originario de la ciudad de Cusco. Creció junto con su hermano menor, Hanan Quispe, y Corina Condori, su esforzada madre, quien le inculcó desde muy pequeño la importancia de los estudios para el futuro.

El vínculo entre Rodolfo y las matemáticas se remonta a cuando tenía 4 años y ayudaba en la tienda de abarrotes de su mamá. A diario empezó a enfrentarse a cálculos matemáticos. Esto terminaría por desarrollar en él una agilidad y talento en la materia.

Estudió la secundaria en el Colegio Santa María Madre de Dios, la cual estuvo caracterizada por su participación en concursos de matemáticas y por permanecer siempre en los tres primeros lugares del cuadro de honor general. Toda esa fascinación por los números hizo que decidiera estudiar ingeniería. Y no se equivocó.


Su primera computadora


En el 2012, Rodolfo ingresó a Ingeniería de Sistemas en la Universidad Nacional de San Antonio Abad. En el primer semestre enfrentó algunas complicaciones, debido a que tenía que ir a las cabinas de internet para completar algunas tareas.

Su madre, su gran soporte, lo ayudaría una vez más al comprarle con mucho esfuerzo su primera computadora.

Ese recuerdo me enorgullece mucho y lo valoró cada vez más, especialmente ahora que vivo rodeado de computadoras, nos dice conmovido.

En los últimos años de estudio, sus ganas de aprender y conocer lo que tenía por ofrecerle el mundo le plantearon la posibilidad de buscar una beca para una maestría en Brasil.


Maestría en Brasil



Y así fue. Un año después de terminar la universidad con honores se encontraría cursando una maestría en Ciencias de la Computación en la Universidad de Campinas (Unicamp), en Brasil.

“Gracias al apoyo que me dieron mis compañeros y mis asesores de tesis, me animé a buscar formas de poder salir del Cusco para superarme y encontrar un mejor futuro”, manifestó agradecido al recordar esos momentos.

En Brasil pudo adaptarse con éxito. Del mismo modo, forjó amistades que mostraban particular curiosidad por saber de su lugar de origen.

“Lo que más me gustó fue recibir halagos sobre mi tierra; definitivamente, con esto aprendí a valorar más lo que tenía”, afirmó.

A poco de finalizar la maestría, decidió presentarse a una convocatoria efectuada por Microsoft en Sao Paulo, a la cual casi no asiste porque no le alcanzaba el dinero para el bus. Sin embargo, se las ingenió para llegar a la que sería la oportunidad de su vida.


En el corazón de Microsoft



Logró que le otorgaran la pasantía e ir a Estados Unidos, donde se encuentra la sede principal de Microsoft. Se desenvolvió con tal destreza que esa multinacional lo quiso de vuelta, pero esta vez para formar parte del equipo de manera oficial.

Así, al terminar la maestría tuvo que esperar un par de meses para que saliera su documentación y obtener la visa. Rodolfo decidió invertir ese tiempo y empezar a cursar el doctorado en Informática, en la misma universidad brasileña que le abrió las puertas para su estudio de posgrado.

El ingeniero cusqueño se mudó en marzo del 2020 a Washington, Estados Unidos. Admite que su etapa de adaptación ahí fue más fácil debido a que ya había tenido la experiencia de vivir en un país ajeno al suyo, como lo fue Brasil. Si bien se le dificultó un poco por la pandemia del covid-19, no se amilanó para nada.

En la actualidad, trabaja en el área de Microsoft Azure, una nube pública de pago por uso que te permite compilar, implementar y administrar rápidamente aplicaciones en una red global de centros de datos.

Se encarga de hacer un seguimiento en la programación neurolingüística (PNL) de los historiales clínicos, para que estos puedan generarse de manera automática en tiempo real, sin dejar de lado la privacidad de los datos del paciente.

Del mismo modo, se encarga de liderar proyectos de incubación que incluyen colaboración entre equipos, análisis de oportunidades de mercado y el desarrollo de aprendizaje automático de la PNL.

Rodolfo Quispe ha demostrado que la constancia es pieza clave para alcanzar los objetivos propuestos. Y si de algo estamos seguros es de que este talento cusqueño seguirá representándonos tan bien como lo ha hecho hasta ahora.

“El talento te puede ayudar, pero la constancia y las ganas son las que definirán tu suerte”, nos dice a modo de despedida. Y tiene toda la razón.

Más datos


-La Universidad Nacional de San Antonio Abad del Cusco, ubicada en la ciudad de Cusco, es la cuarta universidad más antigua del Perú y la quinta más antigua de América Latina.

La Universidad Estatal de Campinas también conocida como UNICAMP es considerada una de las mejores universidades de Latinoamérica. Fue fundada en 1966 y su objetivo es mejorar la ciencia y tecnología en el estado de São Paulo.

-Microsoft fue fundada un 4 de abril de 1975 por Paul Allen y Bill Gates y en abril del 2019 se convirtió en la tercera empresa pública estadounidense valorada en más de un billón de dólares después de Apple y Amazon.

Más en Andina


(FIN) VDV/RES

Publicado: 27/6/2022